Patrick Crusius, sospechoso del tiroteo en El Paso confiesa que su objetivo eran los mexicanos Destacado

Escrito por  Editora Web Ago 09, 2019

El sospechoso del asesinato de 22 personas durante un tiroteo masivo en una tienda Walmart en El Paso admitió que apunto a "Los Mexicanos", según una declaración jurada de la policía obtenida por los medios estadounidenses. 

Según los informes, Patrick Crusius detuvo su vehículo en una intersección cerca del supermercado, salió con las manos en alto y dijo: "Soy el tirador". 

Patrick Crusius, de 21 años, confesó haber atacado a personas dentro de un Walmart en la ciudad fronteriza de El Paso, Texas, con el objetivo de atacar a personas de origen mexicano, durante el tiroteo masivo del pasado 3 de agosto de 2019. Así lo afirmó este viernes, después de ser acusado por llevar a cabo este acto catalogado como "terrorismo doméstico". 

Según lo informó el detective Adrián García durante una declaración jurada de orden de arresto, el acusado salió con las manos hacia arriba desde un vehículo que se detuvo en una intersección, poco después del ataque y dijo a los oficiales: "Soy el tirador". 

Crusius renunció a sus derechos de Miranda (derecho a guardar silencio, a hablar con un abogado y recibir su asistencia) y acordó hablar con los detectives diciéndoles que ingresó a la tienda con un rifle de asalto AK-47 y varias revistas, mientras apuntaba hacia personas de origen mexicano. 

Veintidós personas murieron y unas dos docenas resultaron heridas. La mayoría de los fallecidos tenían apellidos hispanos y ocho eran ciudadanos mexicanos. 

Las autoridades creen que poco antes del ataque, Crusius publicó en línea una declaración racista donde criticaba la afluencia de hispanos dentro de Estados Unidos. El documento repite parte de la retórica divisiva del presidente Donald Trump sobre inmigración. Sin embargo, su autor asegura que, sus puntos de vista son anteriores al ascenso de Trump y que cualquier intento de culpar al presidente por sus acciones sería "una falsa noticia". 

Varios residentes de El Paso, manifestantes y demócratas han criticado a Donald Trump por sus palabras incendiarias. Lo culpan de avivar las tensiones políticas y raciales en todo el país. 

Por su parte, Trump ha negado alimentar la división y la violencia. Argumenta que "une a las personas” y asegura en declaraciones: “Nuestro país está muy bien". 

Autoridades informan que Crusius condujo más de 10 horas desde su ciudad natal, cerca de Dallas, para llevar a cabo el tiroteo en la ciudad fronteriza de El Paso. Un abogado de su familia, Chris Ayres, dijo a The Associated Press que el resto de la familia nunca escuchó a Patrick Crusius usar algún tipo de lenguaje racista y antiinmigrante, como el que se publicó en línea. 

Crusius ha sido acusado de asesinato capital y está detenido sin fianza. Los fiscales federales han dicho que también están considerando cargos por delitos de odio. 

El ataque se produjo horas antes de otro tiroteo masivo en Dayton, Ohio, en el que murieron nueve personas. Los disparos duales mataron a 31 personas. Los hechos reavivaron los llamados para que el Congreso tome medidas inmediatas para reducir la violencia armada. 

El presidente Donald Trump dijo el viernes que cree que tiene influencia para reunir a los republicanos en torno a leyes federales de verificación de antecedentes más fuertes. Pero al mismo tiempo, dijo que había asegurado a la Asociación Nacional del Rifle que sus opiniones sobre los derechos de las armas estarían "plenamente representadas y respetadas". 

Por otro lado, después de los trágicos hechos, Walmart ordenó a los trabajadores retirar carteles y pantallas de videojuegos que muestren la violencia en las tiendas de todo el país, pero continuarán vendiendo armas. 

 

Con información de agencias 

Modificado por última vez en Viernes, 09 Agosto 2019 21:20

Hemeroteca de notas

« Agosto 2019 »
Lun Mar Mier Jue Vie Sáb Dom
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31